¿Cuál es la diferencia entre un claromizador y un atomizador?

Cuando inicias el mundo del vapeo conoces muchísmos términos nuevos que son completamente extraños y muchas veces complejos.

Uno de los términos que no siempre queda claro, es el claromizador y atomizador ¿Qué acaso no son lo mismo?

Bueno, la respuesta es compleja: es un sí, acompañado de un no.

El claromizador y atomizador son la parte más importante de nuestro cigarrillo electrónico, ya que es la encargada de generar el vapor a la hora de dar una calada.

De hecho, muchas veces, cuando nuestro dispositivo empieza a generar fallas, puede ser porque está teniendo problemas en el claromizador o atomizador.

Entonces te preguntarás ¿Cuál es la diferencia entre un atomizador y un claromizador entonces?

La diferencia radica en la manera de trabajar de estos dispositivos.

Mientras que el claromizadores funciona con resistencias comerciales y que son intercambiables por desgaste, los atomizadores funcionan de manera más mucho más personalizada, ya que permiten la total edición de las piezas del mismo.

Esto permite que los atomizadores tengan una experiencia mucho más personalizada, pero que a la vez, cuenten con una mayor dificultad para su uso, incluso para vapers experimentados.

¿Claromizador o atomizador? ¿Cuál debo elegir?

Hoy en día todo el mundo cuenta con un claromizador sencillo, solo aquellos con más de un año vapeando se atreven a optar por un atomizador que les brinde una experiencia única.

Para ti, si apenas inicias el mundo del vapeo, te recomendamos empezar con un dispositivo con claromizador sencillo que posee resistencias comerciales intercambiables.

Si un cigarro electrónico ya no te sacia como debería y tienes ya mucha experiencia, entonces puedes probar a usar un atomizador que le de mayor sabor a tu e-cigarrillo.

2 comentarios de “¿Cuál es la diferencia entre un claromizador y un atomizador?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *